22

ABR

4 cosas que te pierdes si te estás quejando

Alberto

Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales

Personalidad de Medios, Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales. Sus seguidores en las redes sociales superan la impresionante cifra de 2,6 millones, lo cual lo posiciona como el locutor de radio en español número uno en seguidores en todo Estados Unidos.

La queja es una de las conductas más tóxicas que podemos tener. Cuando nos quejamos nos concentramos solamente en los aspectos negativos de nuestra situación y no vemos que, independientemente de lo que estemos viviendo, siempre hay algo positivo. Hay cosas que te pierdes si te estás quejando en este momento.

Estas son 4 cosas que te pierdes si te estás quejando en este momento.

Conocerte mejor: Al tener más tiempo disponible es un momento ideal para conocerte mejor. Una ocasión única en la que puedes hacer un espacio en tu vida para entender mejor cómo piensas y qué quieres lograr en el futuro. También darte cuenta de tus miedos y enfrentarlos. Cuando te tomas la decisión de conocerte mejor, te estás preparando emocionalmente.

Planificar: Estamos en un momento de incertidumbre, pero mientras te quejas es imposible para ti lograr planificar para el futuro. Es un momento muy importante para elaborar varios planes que nos permitan salir adelante una vez esta situación empiece a cambiar. Si solo te quejas te estás haciendo daño.

La queja es muy tóxica

Agradecer: El mundo atraviesa un momento muy complicado. Pese a ello muchos tenemos que agradecer tener salud y poder despertar cada mañana. Hay un montón de cosas que antes no valorabas que ahora nos parecen valiosas y este tiempo nos debe servir para agradecer.

Vivir: En el sentido más amplio de la palabra. La queja es todo lo contrario de la vida, cuando te o usas tus energías en quejarte estás dejando de vivir. Dentro de la dura situación que vivimos hay grandes oportunidades para disfrutar de pequeñas cosas muy valiosas.

La queja es una conducta muy tóxica que nos causa mucho daño. El aislamiento ya es un reto emocional al que no vale la pena agregarle otra dificultad.

Foto: Archivo 123Rf.com