fbpx
21

FEB

Parejas controladoras: ¿Dónde está el amor?

Alberto

Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales

Personalidad de Medios, Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales. Sus seguidores en las redes sociales superan la impresionante cifra de 2,6 millones, lo cual lo posiciona como el locutor de radio en español número uno en seguidores en todo Estados Unidos.

ParejaDiscutiendo3Tomado de: revistabuenasalud.cl

Una persona controladora necesita estar controlando todo el tiempo al otro, todos sus movimientos, deseos, incluso, sus pensamientos. Por su parte, el controlado o víctima es una mezcla de sentimientos que van desde el amor hasta el odio, sensibilizando su autoestima y llegando a grados de conformismo, justamente, “incontrolables”. Si bien el “control” puede ser una patología del amor, también puede verse como un estilo de vida. ¿Y el amor? ¿Hay amor con control? Según el doctor Carlos Pachuk, especialista en parejas, todo depende de los pactos de la pareja. Veamos qué más oculta esta paradoja del “te quiero y te controlo”; y si está ligada, o no, al amor verdadero.

Es común que en una pareja controlador-controlado, se identifiquen una serie de emociones y situaciones como: sentimientos positivos por parte de la víctima hacia el controlador y viceversa, sentimientos negativos por parte de la víctima hacia sus familiares o hacia terceros que intentan rescatarla de la situación, entendimiento a las razones y las conductas del abusador, conductas de apoyo por parte de la víctima, a veces, ayudando al controlador; y, además, incapacidad de colaborar mediante conductas que pudieran ayudar a terminar esa relación dañina. También es común decir: “No sé por qué, pero deseo que regrese”, una vez terminado el vínculo amoroso. A continuación, el especialista en psicoanálisis vincular, el Doctor Carlos Pachuk, explica las razones por las que una persona permite ser controlada y otra decide controlar, cuando entre ellas hay amor, o por lo menos, así lo creen.

ENTRE EL AMOR Y EL CONTROL
Muchas veces sucede que en una pareja, el más pasivo piensa que ha invertido tantas emociones, ha llorado tanto y se ha preocupado tanto, que siente que debe permanecer en la relación hasta el final. La mayoría de los casos, desconoce las razones que lo llevaron hasta ese nivel, sólo cree en el amor, y de ahí parte el conflicto emocional.

Sigue leyendo aquí

Derecho de autor: / 123RF Foto de archivo