fbpx
04

MAY

Los peligros de ser un papá demasiado exigente

Alberto

Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales

Personalidad de Medios, Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales. Sus seguidores en las redes sociales superan la impresionante cifra de 2,6 millones, lo cual lo posiciona como el locutor de radio en español número uno en seguidores en todo Estados Unidos.

PadreHijo8Tomado de: familias.com

Hace unos meses me cambié de domicilio a otra ciudad y, aunque en general disfruto muchísimo de mi nueva vida, pasa con mucha frecuencia que de pronto me siento sobresaltada. Esto sucede debido a que de la casa junto a la mía se escuchan salir los fuertes gritos de mi vecina, madre de tres hijos a quienes constantemente les exige tener un mejor rendimiento escolar.

Por supuesto que no he visto la boleta de los chicos, pero casi podría asegurar que sus resultados deben ser superiores al promedio. Lo creo así, porque varias veces a la semana los escucho practicar música durante horas, entre los airados reclamos que les hace su mamá mientras les dice que desea que formen parte de tal o cual cosa. Los niños rara vez salen de casa y cuando lo hacen, por lo general es de la mano de sus progenitores.

La verdad es que los chicos son muy tranquilos, obedientes y correctos, sin embargo, cuando escucho con tanta frecuencia reproches y demandas por más y mejores resultados, me da la impresión de que es imposible que estén disfrutando de su infancia. Por supuesto que si hubiera que escoger, es mejor tener niños tranquilos y enfocados en sus estudios que aquellos que sólo andan haciendo travesuras y no tienen ningún control, pero llenarlos de tantas exigencias y reclamos de insatisfacción, es una agresión a la autoestima y el esfuerzo que ellos realizan.

Sigue leyendo aquí

Derecho de autor: / 123RF Foto de archivo