29

MAY

¿Estás lista para ser mamá? 4 preguntas que te ayudarán a saberlo

Alberto

Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales

Personalidad de Medios, Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales. Sus seguidores en las redes sociales superan la impresionante cifra de 2,6 millones, lo cual lo posiciona como el locutor de radio en español número uno en seguidores en todo Estados Unidos.

Traer un hijo al mundo es una decisión muy importante que merece toda nuestra atención y nuestra seguridad. Por eso todos, pero en especial las mujeres, deben estar muy seguras de qué piensan hacer en el futuro y de cuáles son sus sueños y sus aspiraciones. Si sientes que el momento de ser mamá aún no ha llegado para ti, entonces no debes presionarte y debes entender que lo que está en juego es la vida y el futuro de otro ser humano, que estará bajo tu responsabilidad. Te sugiero hacerte las siguientes preguntas antes de dar el gran paso de la maternidad:

– ¿Estoy dispuesta a sacrificar mi tiempo libre? Un hijo demanda mucha atención, muchos cuidados y mucho dinero, y para atender esas demandas probablemente te veas obligada a renunciar a ciertas cosas y actividades que te gustan. Ahora deberás repartir tu tiempo entre tus deberes profesionales, tus deberes como madre y esos momentos contigo misma que te hacen sentir tan feliz.

– ¿Ya viví con mi pareja todo lo que quería vivir? Es normal, sobre todo en las parejas recién casadas, que el embarazo llegue más temprano que tarde. Sin embargo, algunas personas se casan por motivos muy distintos al de procrear: para disfrutar de una vida en pareja, para viajar juntos, para conocer nuevas personas y para labrar un futuro económico que los satisfaga a ambos. Si aún no has cumplido esas metas y sientes que un hijo es más un obstáculo que una bendición, entonces no estás preparada para traer a un hijo al mundo.

– ¿Quiero de verdad ser mamá, o sólo lo hago por presión social o familiar? A veces las mujeres se sienten presionadas por la sociedad y empiezan a sentir culpa y angustia por el hecho de no tener hijos. Esta no debe ser una razón para ser madre, puesto que sólo lo estarías haciendo para responder a las exigencias de otras personas. Tener un hijo es una decisión muy íntima que solo incumbe a los padres y no debes permitir que nada ni nadie influya en tu decisión.

 

– ¿Soy capaz de brindarle una vida estable y adecuada a mi hijo? Por último, debes analizar muy bien tus circunstancias y tu realidad. Si no tienes suficiente dinero; si estás teniendo problemas con tu pareja; si crees que no eres capaz de brindarle las oportunidades que se merece; o si sientes que el entorno en que vives actualmente es negativo, entonces deberías pensártelo dos veces. Tener un hijo es una responsabilidad enorme y debes asegurarte de que tienes cómo darle una vida estable, segura y feliz al nuevo integrante de la familia. Esto no quiere decir que debes tener contado y guardado el dinero que te hará falta para criar a tu hijo, pero debes al menos sentirte capaz de poder producir el dinero mínimo que hace falta para sacar este importantísimo emprendimiento de vida adelante.

 

Recuerda que ser madre es probablemente uno de los roles más importantes de nuestra sociedad y por eso no debes serlo por las razones equivocadas. Ser mamá porque tus amigas ya los son, o para salvar tu relación con tu pareja, no son buenos motivos. En cambio, si sientes que necesitas evolucionar y que el amor de un hijo te puede ayudar a crecer como persona, entonces sí estás preparada.

También puedes leer: La educación de los hijos de madres solteras

¿Crees que todas las mujeres están preparadas para ser madres? ¿Cuál crees que es el momento ideal para que una mujer decida tener hijos? Deja tu comentario aquí abajo y cuéntanos tu experiencia.

Derecho de autor: wavebreakmediamicro / 123RF Foto de archivo