fbpx
03

NOV

Equilibra tu costado masculino con la energía Yin y Yang

Alberto

Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales

Personalidad de Medios, Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales. Sus seguidores en las redes sociales superan la impresionante cifra de 2,6 millones, lo cual lo posiciona como el locutor de radio en español número uno en seguidores en todo Estados Unidos.

MujerHelicopteroEl concepto del Yin y Yang nos habla que todos poseemos un lado femenino y otro masculino que son complementarios y que, juntos, conforman el TAO, la fuerza que da vida a toda existencia. Todo hombre tiene su lado femenino y toda mujer, su lado masculino.

El lado masculino de una mujer refleja su capacidad de actuar en forma firme, decidida y sin vueltas ante las diversas situaciones de la vida. La energía yang, o masculina, es nuestra potencia y capacidad de accionar. Cuando una mujer tiene una relación armónica con su lado masculino demuestra una capacidad de movilizarse hacia lo que quiere, sin permanecer pasiva, quejosa o frustrada.

Miles de mujeres manifiestan problemas de depresión, ataques de pánico, cuadros de estrés y conflictos de pareja debido a que no mantienen una relación amistosa con su propio aspecto masculino. Por ende, pierden una oportunidad valiosa para crecer en sus vidas. ¿Cómo podés darte cuenta cuando tenés una mala relación con tu lado masculino? En general, se refleja en los excesos o carencias relacionadas con esta energía.

Estos son algunos indicadores que revelan cuándo una mujer se relaciona “mal” con su aspecto masculino:

* Mantiene una relación de pareja donde ella es la dominante que quiere controlar todo, (exceso de yang), o bien, es muy pasiva y víctima frente al otro (falta de yang).

* Suele quejarse, frustrarse y sentirse insatisfecha por su vida.

* Suele experimentar depresión, falta de energía y motivación para encaminarse hacia sus objetivos.

* Suele comportarse como una persona perezosa y poco decidida en relación a sus compromisos afectivos, sociales y laborales.

* Suele tener actitudes poco claras, complicadas e histéricas frente a los hombres.

* Intenta dominar, manejar y controlar a los demás, sin permitirse relajar ni confiar en los otros.

En general, una mujer que sostiene una relación conflictiva con su lado masculino padece conflictos con su entorno y reduce enormemente su capacidad para crear, amar y producir con potencia y equilibrio.

Por eso, llegado a este punto: ¿cómo podemos desarrollar una relación equilibrada con nuestro lado masculino? Estas son algunas sugerencias para que, como mujer, puedas comenzar a desarrollar una relación armónica con tu lado masculino:

Sigue leyendo aquí