fbpx
05

DIC

4 momentos en los que no vale la pena discutir con tu pareja

Alberto

Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales

Personalidad de Medios, Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales. Sus seguidores en las redes sociales superan la impresionante cifra de 2,6 millones, lo cual lo posiciona como el locutor de radio en español número uno en seguidores en todo Estados Unidos.

En las relaciones de pareja hay (de hecho, abundan) momentos complicados. Se trate de momentos que pueden surgir desde dentro de la pareja o desde afuera y pueden llevar a tener una discusión. En muchas ocasiones esa discusión, llevada dentro del respeto y con el fin de solucionar un problema, es necesaria, pero en otras no tiene ningún sentido.

Quiero compartir cuatro momentos en los que es mejor no discutir con tu pareja, porque no obtendrás nada bueno.

– Cuando el problema no está en control de ninguno de los dos: En estos casos no tiene ningún sentido discutir, porque ambos estarán en una posición similar. Lo que está ocurriendo no es culpa de ninguno de los dos y tampoco está en sus manos resolverlo. Entonces entre ambos, en lugar de discutir, lo que deben hacer es apoyarse para superar una situación que es compleja para los dos.

– Cuando reconoce su error: Otro momento en el que no vale la pena tener una discusión con tu pareja es cuando ésta reconoce su error. Ya en este punto lo mejor que pueden hacer es ver cómo recomponer la situación, bien sea porque la relación pudo verse dañada, porque sea una situación que requiere solución urgente o porque el error que cometió los lleve a separarse.

– Cuando la situación requiere solución inmediata: En una situación grave, como una enfermedad o un problema realmente serio, lo más importante es abocarse a las soluciones y luego de encontrarla, entonces si es necesario conversar, hacerlo.

– Cuando comete un error por querer hacer algo bueno: Hay ocasiones en las que tu pareja quiere hacer algo bueno por la relación y todo termina en un desastre. Esta es una situación que requiere de tu comprensión y apoyo. Mira primero lo bueno y evita tener una discusión dañina para la pareja por una situación que partía de la buena fe.

Discutir dentro de una relación, siempre desde el respeto y con la intención de resolver problemas, es algo que a veces podemos evitar. Simplemente debemos saber cómo lograr enfocarnos en soluciones y no en más problemas.

¿Pasaste por alguna situación como esta con tu pareja? Comparte tu experiencia conmigo aquí abajo.

Derecho de autor: goodluz / 123RF Foto de archivo