01

OCT

4 consejos para el momento en el que tus padres se convierten en tus hijos

Alberto

Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales

Personalidad de Medios, Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales. Sus seguidores en las redes sociales superan la impresionante cifra de 2,6 millones, lo cual lo posiciona como el locutor de radio en español número uno en seguidores en todo Estados Unidos.

Cuando los padres envejecen requieren apoyo de sus hijos, en muchos ocasiones incluso para lo más simple, una situación demandandante para ambas partes. Y es que los padres deben ceder a sus hijos el mando en una muchas situaciones y los hijos, deben comprender dónde está el límite de lo que deben y no deben hacer, por el bien de sus padres y de ellos mismos.

Por lo anterior me dediqué a investigar estas situaciones, leyendo multiples consejos de expertos y recogí 4 que me parecieron muy valiosos que te los detallo a continuación.

– Habla con tus padres: Si aún se encuentran en una situación en la que cuenten con lucidez mental el primer paso es hablar con ellos, entender qué quieren hacer y si existen los medios, creados por ellos o por ti, para eso. No siempre se pueden complacer sus deseos, pero es importante saber exactamente qué expectativas tienen.

– Escucha a expertos y familiares: Antes de tomar una decisión, que suele recaer sobre una persona, es importante escuchar a la familia y consultar los expertos en el tema que sean posibles. Es muy probable que en la familia encuentres algún apoyo que no esperabas y además no se te culpará de tomar decisiones sin consultar, mientras que hablando con un experto vas a obtener información acerca de qué está bien hecho y qué no.

– No te culpes: Es probable que en algún punto tengas que tomar una decisión que no te guste, por tu bien y el de tus padres. Si estás haciendo todo lo posible porque su atención sea la mejor, entonces no hay espacio para la culpa. Tú también tienes una vida y necesitas seguir viviendo.

– No te aisles: Muchas personas que deciden asumir el cuidado de sus padres se aislan de sus seres queridos y para dedicarse por completo a esta labor. Este es uno de los peores errores que puedes cometer, no solo porque estás poniendo en peligro tus relaciones, incluso la de pareja, descuidando tu crecimiento profesional, sino porque además no podrás cumplir tu principal objetivo, el cuidado de tus padres, porque el cansancio y la rutina en algún momento te afectarán.

Muchos sabemos que un momento como este puede ocurrir, a veces con nuestros padres, a veces con los padres de tu pareja, pero nadie está preparado por completo para asumir una situación tan compleja como ésta. Por ello más allá de estos consejos que recopilé, el apoyo de un profesional es recomendado y siempre muy importante en una situación como esta.

¿Te tocó cuidar de tus padres? ¿Lo haces actualmente? Comparte tu experiencia con nosotros aquí abajo.

Derecho de autor: bialasiewicz / 123RF Foto de archivo