fbpx
20

ENE

20 trucos para fortalecer la memoria

Alberto

Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales

Personalidad de Medios, Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales. Sus seguidores en las redes sociales superan la impresionante cifra de 2,6 millones, lo cual lo posiciona como el locutor de radio en español número uno en seguidores en todo Estados Unidos.

MirandoAUnLado¿No sabes dónde has dejado las llaves? ¿Cuándo es el cumpleaños de tu mujer? Si tu cerebro te juega malas pasadas, es hora de poner a trabajar tu memoria para que esos continuados despistes se conviertan en cosa del pasado.

La memoria es la capacidad mental que nos permite, mediante procesos asociativos inconscientes, guardar y recuperar aquello que hemos ido aprendiendo en el día a día, lo que hemos vivido, visto, dicho u oído.

Como un ordenador, la memoria de los seres humanos pasa por tres procesos para almacenar esa información que luego usaremos. Así, debe codificar dicha información, después debe guardarla para, por último, poder recuperarla. Aunque hay diferentes formas de clasificar la memoria, una de las divisiones más típicas es la que establece que hay una memoria a corto plazo (aquí los pasos de guardado y recuperación desaparecen) y otra a largo plazo.
Problemas de memoria

Aunque son muchos los que piensan que los problemas de memoria son cosas de abuelos, lo cierto es que la memoria y otros procesos cognitivos empiezan a deteriorarse a partir de los 45 años, según un reciente estudio publicado por el Centro de Investigación en Epidemiología y Salud Pública de Francia y el University College London de Reino Unido.

Los primeros síntomas suelen ser pequeños despistes, fallos en las palabras o en la comunicación o desorientación, momento en el que es conveniente acudir al médico especialista para que determine si es un deterioro cognitivo normal o la antesala de alguna enfermedad degenerativa como el Alzheimer.

Pero lo ideal para prevenir todo este tipo de problemas es trabajarla a diario mediante unos sencillos trucos.

Quizás quieras leer: ¿Cómo saber si necesito dormir más?

Consejos para fortalecer la memoria
1 Lee un libro. La lectura es todo un placer, una afición agradable, pero también una de las mejores formas de potenciar nuestra memoria. Y es que leer ayuda a ampliar y manejar correctamente el vocabulario, mejora tu capacidad de comprensión del lenguaje y fomenta la imaginación, todas ellas capacidades relacionadas con la memoria. Además, en ocasiones, hay libros que exigen a que prestemos especial atención a diferentes nombres, datos o relaciones entre personajes que obligan a que trabajemos, aún más, la memoria.

2 Cuenta cuentos. Hay muchas personas que no disfrutan con los libros o que prefieren actividades en grupo. No hay problema. Seguro que será entretenido leer un cuento a los más pequeños de la casa o acercarse a un centro de mayores y hacerlo para los residentes. Si tu imaginación te lo permite, es genial que puedas inventarte historias y así, además de pasar un buen rato con ellos, trabajarás tu memoria para recordar datos para que tu historieta sea creíble.

3 Vuelve a estudiar. ¿Qué te parece apuntarte ahora a la Universidad a Distancia o a una Universidad para mayores y estudiar una carrera? Igual no te apetece meterte en una aventura de varios años, pero sí puedes hacer algún cursillo o, incluso, ayudar a tus hijos, sobrinos o nietos con sus deberes. Esto te obligará a recordar conceptos, palabras o fórmulas que pensabas que ya habías olvidado.

4 Apúntate a clases de estudio. Seguro que todos conocemos a algún joven que pasa muchas horas delante de los libros, pero luego las notas en sus exámenes no se corresponden a tanto esfuerzo. Ahora también son muchos los adultos que deben estudiar (unas oposiciones, cursos de reciclaje, un máster…), por lo que las buenas técnicas de estudio se han revalorizado. Expertos podrán indicar cómo potenciar la memoria en el estudio con trucos que van desde la asociación de ideas, las técnicas mnemotécnicas o la agrupación de la información.

5 Escucha música. Hay cientos de estudios que avalan que escuchar música, preferiblemente clásica, mejora y mantiene las funciones cerebrales en todas las etapas de la vida. Y es que la música estimula las células del cerebro, lo que ayuda a la concentración mental, la memoria y al desarrollo visual y auditivo.

Sigue leyendo aquí