fbpx
11

NOV

15 preguntas honestas que la persona con quien te cases debiese poder responder

Alberto

Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales

Personalidad de Medios, Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales. Sus seguidores en las redes sociales superan la impresionante cifra de 2,6 millones, lo cual lo posiciona como el locutor de radio en español número uno en seguidores en todo Estados Unidos.

Matrimonio4El matrimonio es algo muy bello. Antes pensaba que no tenía mucho sentido, que era sólo un pedazo de papel que hacía posible reducir los impuestos. Sin embargo, mientras más lo pensaba, más aprendía a apreciar en lo que el matrimonio se podía convertir. El matrimonio tiene mala fama porque la mayoría de las personas no son muy buenas para estar casadas. No es culpa del matrimonio en sí, es culpa de las parejas por no ser lo suficientemente maduras ni inteligentes como para manejarlo. Es una promesa que nos da la valentía de entregarnos a otro sin reservas.

Es posible que no puedas mantener tu promesa, pero sí puedes mantener la promesa de dar lo mejor de ti para ser un buen compañero o compañera. La verdad es que eso es todo lo que podemos pedir. Si estás pensando en casarte, entonces asegúrate que tu futuro compañero o compañera de vida pueda responder, con honestidad, estas preguntas. Y satisfacerte con la respuesta:

1. ¿Por qué me amas?
La gente suele sentir que esta es una pregunta que no necesariamente necesita una respuesta. La mayoría dirá que amamos a los otros simplemente porque los amamos, la cual es una respuesta terrible. Todo lo que las personas quieren saber es porqué amas a quienes amas. Amar a alguien es un acto bastante egoísta y está bien. Amas a quien amas por lo que esa persona hace por ti y por cómo te hace sentir.

Puede que todos tengamos respuestas ligeramente distintas a la pregunta de por qué amamos a alguien, pero si no nos es posible definir los parámetros de nuestro amor de manera exacta, entonces es posible que tengamos dificultades una vez que se acabe la intensidad que caracteriza a la primera fase de la relación. Si tu pareja no tiene respuesta para esta pregunta ahora, entonces imagina la incertidumbre que se viene en el futuro.

2. ¿Por qué quieres pasar el resto de tu vida conmigo?
“Porque te amo” no es una buena respuesta. La vida es un viaje, uno que es mejor no hacer solo. Sin embargo, no todos tienen el mismo destino en mente. Querer hacer diferentes paradas en el viaje es una cosa. Querer cosas diferentes de la vida es algo muy distinto.

Tu pareja debería ser capaz de decirte qué experiencias de vida le gustaría compartir contigo. Son esas pequeñas metas que se ponen a ustedes mismos lo que hacen de la vida algo especial.

3. ¿Darás lo mejor de ti para mantener vivo el romance?
Mantener vivo el romance no es una tarea fácil. Sí, todo es mental, pero mantener el interés por un período de tiempo tan largo es difícil. Es necesario trabajar bastante y ser creativo. Se necesita que la otra persona intente complacerte e impresionante de manera regular, algo que se vuelve difícil con el paso de los años.

El amor romántico no sobrevive en sí mismo, ambos van a tener que mantenerlo constantemente. ¿Está dispuesta tu pareja a que mantener el amor vivo sea una de sus prioridades?

4. ¿Crecerás conmigo y no te alejarás de mí?
Puede que no sepamos con exactitud a donde nos va a llevar la vida pero podemos hacer un esfuerzo consciente para mantenernos juntos y no separados.

La mayoría de las personas se alejan con el paso de los años al sentir que ya han logrado todo lo que necesitaban en la relación.

Esta es una de las razones principales por la que los matrimonios terminan siendo tan terribles: la gente piensa que no hay nada mejor de lo que ya tienen. El matrimonio no debería de ser el fin, sino que el principio.

5. ¿Estarás conmigo en los momentos difíciles?
Cuando todo va bien es bastante fácil. Sin embargo, los momentos difíciles pueden destruir tu relación si lo permites. Toda relación llega a un punto en la que tienes que tomar una decisión. Es una decisión que si se toma, se tomará sólo una vez.  Llegarás a un punto en el que decidirás que vas a estar con esta persona por el resto de tu vida o simplemente no.

Si decides quedarte, entonces no puedes permitir que cualquier tragedia o fuerza externa cambie esa decisión.

6. ¿Estás dispuesto a perder algunas batallas para mantener la paz?
La clave para tener un matrimonio exitoso es controlar tu ego. No importa cuán competitivos seamos, a veces tienes que escoger qué batallas pelear.

Lo que debes comprender es que el 99% de las discusiones no son sobre un hecho, sino que sobre una opinión. Y una opinión nunca es buena o mala, así que a veces tienes que dejar que las cosas sean como sean.

7. ¿Puedes prometerme que nos pondrás antes que cualquier otra cosa?
La vida tiene mucho que ofrecer. Y si eres como yo, puede que tengas un gran apetito. Queremos todo lo que la vida nos puede dar, e incluso un poco más. El problema es que no tenemos suficiente tiempo para todo: nuestras vidas son demasiado cortas. Sólo podemos escoger un par de cosas que consideramos importantes y dar lo mejor de nosotros para surgir en esas áreas.

La belleza del matrimonio es que puede ser usado como una base para construir tu vida. Tu relación debería ser lo más importante porque hace realidad todos los otros aspectos de tu vida.

Sigue leyendo aquí