20

DIC

5 consejos para mejorar la relación con tus hijos

Edith Gomez

Blogger

Edith Gómez es editora en Gananci, apasionada del marketing digital, especializada en comunicación online. Se niega a irse a la cama cada noche sin haber aprendido algo nuevo. Le inquietan las ideas de negocio y, más aún, aportar una mirada creativa al pequeño mundo en el que vivimos. Puedes seguirla en Twitter: @edigomben

Por Edith Gómez.- Ser padres es una de las cosas más hermosas que podemos hacer en nuestra vida. Pero también es una gran responsabilidad, y puede llegar a ser complicado. Después de todo, ser padres significa dedicarnos a cuidar a otro ser humano, enseñarle todo lo que necesita para sobrevivir y darle la mejor vida que puedas.

Por ello, tener hijos no solo puede llegar a ser una tarea complicada debido a la dedicación que se necesita. Sino que también es emocional y sentimentalmente demandante, especialmente cuando sientes que la relación con tus hijos no es como te gustaría que fuera.

No tienes por qué sentirte mal si esto te está ocurriendo. Todos los padres han sentido que su relación podría ser mejor, y seguramente los hijos también han sentido que podrían ser mucho mejores con sus padres. Así que lo más importante es recordar que siempre podemos hacerlo mejor.

Sigue estas sugerencias para mejorar la relación con tus hijos

Ponte en su lugar
La empatía significa entender la realidad de otras personas, aunque es más común escucharlo con la frase “ponerse en el lugar de los demás”. Esta práctica es fundamental para llevar una vida mejor, y también podría ayudarte con tus hijos.

Es normal enojarte o sentirte decepcionado cuando tus hijos no se están comportando como te gustaría, o como crees que deberían hacerlo. Pero también es importante recordar que todos somos personas distintas, y aunque no lo parezca, cada persona atraviesa por diferentes problemas y situaciones.

Por ello es importante que pienses en qué puede estar ocurriendo en la vida de tus hijos para que estén haciendo las cosas con las que no estás contenta/o, así como recordar que todos cometemos errores, y que tal vez lo que no están haciendo no es realmente malo como pensabas.

No te centres en lo negativo
Como padres, muchas personas pueden llegar a ser demasiado duras con sus hijos cuando estos no se están comportando de la mejor manera, o no están haciendo las cosas que creemos mejores para ellos.

Sin embargo muchas veces cometemos el error de sólo notar las cosas negativas y dar por sentado las positivas, que probablemente son muchas más que las negativas, y nos olvidamos de valorar todas las cosas maravillosas que nuestros hijos hacen y de lo que son capaces.

Además, tu hija/o también podría sentirse mal o muy presionada/o, y creer que está haciendo las cosas muy mal. Cuando la verdad es que como padre solo quieres que tus hijos sean las mejores personas posibles.

Así que la próxima vez que te sientas molesto/a o decepcionada/o con tus hijos, primero piensa en todas las cosas buenas que hacen, así como toda la felicidad que le brindan a tu vida. De esta forma será más fácil solucionar los problemas, y seguramente serán una familia más feliz.

Habla con ellos
Algunas veces los hijos pueden cometer los mismos errores muchas veces sin que parezca que haya una solución para estos. Tal vez les hayas dicho algunas cosas para solucionarlos, pero podrías no haberles llegado lo suficiente, y todo lo que esperan de ti es una charla sincera.

Cuando realmente te sientas a conversar con tus hijos, no sólo tendrás más posibilidades de resolver algún problema, sino que mejorarás muchísimo tu relación con ellos, y les permitirás saber que pueden contar contigo siempre.

Pero también recuerda que no sólo debes hablar, sino escucharlos claramente, y poner en práctica la empatía. Además, recuerda que son humanos, y debes respetar sus límites, y entender cuando no quieran hablar o contar todo. Con paciencia aumentarás su confianza y podrán tener conversaciones más efectivas.

Recuerda que también fuiste niña/o
Así como la empatía significa ponernos en los zapatos de los demás, nunca deberíamos olvidar que también fuimos niños, y que también fuimos hijos con momentos felices, dificultades y problemas con nuestros padres, incluso los mismos problemas que tus hijos y tu podrían estar teniendo ahora.

Muchas veces nos molestamos o no permitimos a los hijos hacer algunas cosas, sin antes tratar de entender mejor sus razones, así como olvidar que también fuimos niños, y que la forma de ver el mundo de los niños es diferente, mucho más pura.

El intentar entender lo mejor posible la situación de otras personas es un ejercicio maravilloso y muy importante, que le traerá grandes beneficios a tu vida, así como a la relación con tus hijos.

Interésate en las cosas que les gustan
Es normal que quieras que tus hijos repitan ciertos patrones que tú seguiste a lo largo de tu vida, y que desarrollen los mismos intereses que los tuyos en diversas áreas como la música, el deporte, la comida o la elección de una profesión. Esto es algo positivo, pues les estás mostrando las cosas que son importantes para tí.

Sin embargo, muchas veces nos centramos demasiado en querer que nuestros hijos compartan tantos intereses como sea posible con nosotros, y nos olvidamos de conocer y disfrutar las cosas que les gustan a ellos.

Recuerda que sus intereses pueden variar de acuerdo a su personalidad, así como con el paso de los años, y que si eres más abierta/o a nuevas cosas, podrías terminar descubriendo nuevos intereses gracias a tus hijos, así como nuevas cosas en común para hacer juntos, conversar y divertirse.

Ser padres es una labor tanto complicada como hermosa, la cual requiere de mucha responsabilidad y cuidado. Por ello debemos ser pacientes y entender a nuestros hijos tan bien como podamos, así como disfrutar al máximo cada momento con ellos. ¡Mejorar la relación con tus hijos es totalmente posible!

Edith Gómez es editora en Gananci, apasionada del marketing digital, especializada en comunicación online. Se niega a irse a la cama cada noche sin haber aprendido algo nuevo. Le inquietan las ideas de negocio y, más aún, aportar una mirada creativa al pequeño mundo en el que vivimos. Puedes seguirla en Twitter: @edigomben

Derecho de autor: alenkasm / 123RF Foto de archivo