07

ENE

4 pasos para que vuelvas a ser la mujer que eras antes de una relación tóxica

Alberto

Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales

Personalidad de Medios, Autor, Conferencista e Influencer en Redes Sociales. Sus seguidores en las redes sociales superan la impresionante cifra de 2,6 millones, lo cual lo posiciona como el locutor de radio en español número uno en seguidores en todo Estados Unidos.

Las relaciones tóxicas en las que sufriste un engaño, violencia física o emocional o en las que tu autoestima y amor propio fueron fuertemente golpeadas, son experiencias que te pueden hacer cambiar tu forma de ser, que te pueden crear temor a amar de nuevo, resentimientos o inseguridades de varios tipos.

Sin embargo, no puedes permitir que una situación de este tipo te afecte de esa forma. Una relación en la que sufriste o te hicieron daño no te puede quitar las ganas de vivir, más bien debe motivarte a aprender de la situación y hacerlo más plenamente en el futuro.

Por ello comparto contigo 4 pasos para que vuelvas ser la mujer que eras antes de pasar por esa relación.

Vive el proceso plenamente: El final de una relación de este tipo puede ser muy dura. Sin embargo no es bueno para ti tratar de ocultar cosas “bajo la alfombra” o saltarte pasos del proceso. Lo mejor que puedes hacer es vivir cada etapa plenamente porque en todas aprenderás algo, hay muchos momentos dolorosos pero están ahí para hacerte más fuerte.

Llora todo lo que quieras llorar: Principalmente no reprimas tus sentimientos. Si quieres llorar debes hacerlo, si quieres gritar también hazlo, si simplemente te quieres quedar en tu cama por un rato también hazlo, no te fuerces a recuperarte antes de tiempo o a mostrarte ante la gente con una fortaleza que no estás sintiendo, la gente que aprecia entenderá tu situación.

Deja que el tiempo pase: No te pongas plazos, simplemente deja que el tiempo pase. Conforme pasen los días te irás sintiendo mejor y con más deseos de seguir adelante. Simplemente vive cada día y no desperdicies oportunidades de compartir con personas a las que quieres y que te quieren.

Conócete mejor: Esta etapa es ideal para trabajar en ti misma, conocerte mucho mejor, entender cuáles son tus límites en una relación y también tener muy claro en qué condiciones empezarías una relación de nuevo. Es un tiempo para invertirlo en ti, cultivarte, crecer y profundizar en quién eres y quién quieres llegar a ser.

Obviamente una relación tóxica y abusiva deja muchas marcas emocionales que es necesario sanar, no apresures ese proceso de sanación ni te culpes por todo lo que ocurrió, esta recuperación tomará el tiempo que deba tomar y esas culpas debes convertirlas en aprendizajes.

A ese ex que te decepcionó tienes cosas que agradecerle, en este video te digo de qué se trata.

¿Saliste de una relación tóxica o abusiva? ¿Qué aprendiste? ¿Cómo te recuperaste? Comparte tu opinión conmigo en los comentarios.

Derecho de autor: antgor90 / 123RF Foto de archivo